Gremios cercanos al Gobierno piden que se exima de Ganancias al aguinaldo

gremiosLos gremios cercanos al kirchnerismo esperan que el Gobierno exima del Impuesto a las Ganancias al medio aguinaldo que percibirán los trabajadores registrados con el sueldo de junio, lo que volcaría unos 2.350 millones de pesos extra al consumo, y en los próximos días elevarán un reclamo formal.

Según dijeron fuentes sindicales a la agencia Noticias Argentinas, la CGT oficialista que lidera Antonio Caló y la CTA de Hugo Yasky evalúan presentar un reclamo conjunto a la administración de Cristina Kirchner para que repita la exención del impuesto decretada en diciembre de 2012.

El secretario general de la CTA kirchnerista, Hugo Yasky,  solicitó ayer al Gobierno que exima del Impuesto a las Ganancias al medio aguinaldo que los trabajadores registrados cobrarán con el sueldo de junio.

El sindicalista dijo que “sería ideal” que no se pague el Impuesto a las Ganancias sobre el medio aguinaldo de junio y le sumó presión al Gobierno para que conceda ese pedido, que ya había sido expresado por el titular de la CGT oficialista, Antonio Caló.

En ese contexto, Yasky sostuvo que la inflación “fue de un 23,5 o 24 por ciento”, por lo que consideró que “un cierre de paritarias de un 24 por ciento permite recuperar lo que se perdió”.

“Ni los sindicatos ni las cámaras empresariales comen vidrio”, destacó recientemente el dirigente sindical según un informe difundido hoy por la Central de Trabajadores de la Argentina (CTA).

Yasky sostuvo que “sería bueno redondear un 25 por ciento en el salario mínimo, dentro del Consejo del Salario, y llevarlo a 3.500 pesos” y pidió aumentar las asignaciones familiares. Respecto del

Impuesto a las Ganancias, manifestó que “sería excelente no cobrarlo en el medio aguinaldo, tal como hizo el gobierno el año pasado”.

“Iría a parar todo al mercado, sería consumo de trabajadores que el gobierno recaudaría a través del IVA. Sería el cierre perfecto de esta mitad de año, para que los trabajadores tengan esos pesitos hacen falta a esta altura”, consideró Yasky.

En diciembre último, el Gobierno eximió del tributo a la segunda cuota del aguinaldo, para el caso de los salarios brutos que no superaban los 25.000 pesos, lo cual impidió al Estado recaudar unos 2.161 millones de pesos.

Por las mejoras salariales registradas en algunos sectores de la economía en lo que va del año, de repetir la exención el Gobierno beneficiaría a más trabajadores que en diciembre y dejaría de recaudar unos 2.350 millones de pesos, que se volcarían al consumo.

CTCs

Usted debe identificarse para escribir un comentario Ingresar